José Luis y Eloisa piden a la Santisima Virgen de Guadalupe por el eterno descando de Dolores Carbajal Rojas y la lleve ante nuestro señor Jesucristo.