Te extraño mucho. Voy a trabajar bien y sigo tus consejos de la vida.
Que dios te bendiga. Espero que nos veamos pronto.